Modelismo naval: construcción del modelo RC Copa del América “Loteta”. Parte III

Viene de:

http://www.ganandobarlovento.es/construccion-del-modelo-copa-del-america-loteta-parte-ii/

Desde mi última comunicación relacionada con la construcción del modelo “Loteta”, ha pasado poco más de un año; así pues, recordaré que los modelos del casco y la cubierta del “Loteta” los había dejado a finales del mes de mayo de 2012 simplemente recubiertos con barniz marino Titán Yate – supongo que cualquier otro barniz podría haber valido – . Con objeto de eliminar, en la medida de lo posible, las irregularidades que siempre quedan en la superficie de los modelos y que el barniz simplemente copia, decidí raspar todo el barniz con la cuchilla de un cutter y alisarlo con una lija de grano 400, seguido de una nueva capa de barniz. Este proceso lo repetí otra vez más y, finalmente, lo rematé con un pulido realizado con un taladro utilizado a modo de pulidora de pelo, tal como se ve en la Fig. 1.  Aunque el resultado no fue precisamente el de un “brillo a espejo”, lo consideré aceptable para iniciar el proceso de confección de los moldes a base de resina de poliéster y fibra de vidrio.

Fig. 1

En la Fig. 2, puede apreciarse el aspecto de los moldes, similar a un simple barnizado, aunque la diferencia al tacto era muy apreciable.

Fig. 2 Continúa leyendo Modelismo naval: construcción del modelo RC Copa del América “Loteta”. Parte III

Calentador de agua a gas butano JUNKERS mini maxx MODELO WR 11 E: ¡¡KAPUTT!!

Después de la exitosa reparación del calentador del epígrafe que, en su momento, explique en la dirección:

http://www.ganandobarlovento.es/reparacion-fuga-de-agua-calentador-a-butano-junkers/

vuelvo hoy a referirme a él, pero en términos mucho más críticos y severos; me explicare:

En los últimos tiempos, este calentador mantuvo a toda mi familia sometida a un «encantador» tormento consistente en pasar de agua casi abrasadora a fría, mientras, en la ducha, «disfrutábamos» profiriendo contra él improperios. Decidido a averiguar la causa de tan “estimulante” comportamiento, un buen día decidí retomar el herramental para sumergirme en su “tecnología punta”. Como era de esperar, dirigí mi atención a la parte del mismo sobradamente conocida por mí, o sea, la zona de unión cuerpo de agua – cuerpo de gas, observando inmediatamente una ligera costra de tono blanquecino que denotaba que, desde la reparación que antes he mencionado, se habían producido fugas de agua en cantidades lo suficientemente pequeñas como para no haberlas visto nunca, pero que al evaporarse dejaron su correspondiente depósito calcáreo, origen de la mencionada costra de tono blanquecino. Esta costra también estaba adherida al vástago que, desde el cuerpo de agua, trasmite su empuje al vástago del cuerpo de gas, provocando la apertura de la válvula de gas que alimenta los quemadores del calentador cuando éste realiza su función de calentar. Tras una detenida observación, pude detectar también que la costra impedía realizar al vástago la totalidad de su desplazamiento, lo que se traducía directamente en una pérdida de su capacidad para regular la temperatura del agua. Continúa leyendo Calentador de agua a gas butano JUNKERS mini maxx MODELO WR 11 E: ¡¡KAPUTT!!

Otro trabajo mal hecho

El relato que sigue, solo tiene interés para quienes, como yo, nos gusta el «hágalo Vd. mismo», y para que sepan a qué atenerse si tienen la mala suerte de verse inmersos en un lance parecido; así pues, aquí dejo los datos.

Un pequeño pero poderoso fallo en el calentador de agua, que lo dejó K.O., nos obligo a mi mujer y a mí a comprar otro en Bricor, sito en el edificio Grancasa de la ciudad de Zaragoza (pese a no ser éste el establecimiento más cercano), influyendo en esta decisión nuestra ya larga y satisfactoria relación con El Corte Inglés, pues hemos sido testigos, en más de una ocasión, de su buen estilo y hacer (Bricor es una empresa del grupo de El Corte Inglés).

De la gama de calentadores ofrecidos por Bricor solo excluimos la marca del averiado, por lo que decidimos comprar el que la dependienta del establecimiento nos ofreció: un Cointra Codesia, modelo E – 10P. Previamente a la compra del aparato, dejé claro que su instalación la haría yo, sin que se produjera ninguna manifestación en contra. Continúa leyendo Otro trabajo mal hecho

La incompetencia se ceba en la receta electrónica

Tratando de localizar la definición de una palabra en el diccionario de la RAE, me tropecé con la de «incompetente»: es quien no tiene pericia, aptitud, idoneidad para hacer algo o intervenir en un asunto determinado.

La lectura de tal definición, trajo inmediatamente a mi memoria la mal llamada receta electrónica, que tiene poco de receta y mucho de cartilla de racionamiento (aquella de infausto recuerdo implantada en los años cuarenta y cincuenta para la adquisición de alimentos, a causa de la pésima gestión económica de los incompetentes prebostes de la época). Afirmo esto porque, desde que se mal implantó esta receta, muchos de los que tenemos la desventura de vivir aferrados a tratamientos médicos de larga duración, hemos multiplicado nuestras visitas al médico de cabecera – prácticamente el único con posibilidades para corregir errores relacionados con el proceso de venta de medicamentos realizado mediante, insisto, ésta mal llamada receta electrónica – con el único objeto de solicitarle la corrección de los innumerables errores contenidos en ella y que, una semana sí y otra también, nos comunican las farmacias impidiéndonos la adquisición de los medicamentos que demandamos. Durante estos últimos meses he presenciado a tanta gente soliviantada – con toda razón – a causa del mal funcionamiento de la susodicha receta que, a día de hoy, no tengo la menor duda de que aquellos facultativos que atiendan a muchos pacientes de largo tratamiento, sin duda, estarán agobiados por esta actividad extra, sobrevenida a causa del deficientemente desarrollado y peor implantado programa informático que mal gestiona la receta electrónica, y que, obviamente, realizan este cometido extra a base de realizar un esfuerzo adicional, sin merma de la atención a sus pacientes, algo que agradecemos profundamente. Continúa leyendo La incompetencia se ceba en la receta electrónica